La diva Moria Casán, imputada por supuesto robo de joyas en Paraguay

La diva Moria Casán, imputada por supuesto robo de joyas en Paraguay, puede ser juzgada en Argentina en caso de que no corra el pedido de extradición de la artista, solicitada por la Justicia paraguaya, explicó el fiscal de Asuntos Internacionales, Juan Emilio Oviedo.

Paraguay tiene un plazo de 45 días para formalizar por las vías diplomáticas y expedir todos los documentos requeridos, para formalizar la extradición de Moria Casán al país, explicó el fiscal de Asuntos Internacionales. La exvedette está imputada por el Juzgado de Luque por apropiación de unas joyas valuadas en USD 82 mil, reclamadas por Armando Joyas.

Consultado sobre si existe la posibilidad de que la artista sea juzgada en Argentina por un hecho que habría cometido en Paraguay, el agente dijo que esa situación puede darse, en caso de que la Justicia argentina niegue la extradición de la diva al país. Precisó que eso está permitido en las leyes.

Moria: “Joyas imperiales”

Un video que tienen los investigadores reveló que Moria Casán apreció la calidad de las joyas desaparecidas, calificándolos de algo “imperial”.

 

En la noche del 27 de julio el glamour se hizo presente en el salón de convenciones de la Confederación Sudamericana de Fútbol (CSF), ubicada en la ciudad de Luque. Es que esa noche la actriz argentina Moria Casán, brindaba un show.

El anfitrión de la velada fue su mánager Luciano Garbellano, quien de forma bastante amistosa se tomó fotografías con el denunciante Juan Armando Benítez, propietario de “Armando Joyas”.

Garbellano también se tomó fotografías con la esposa de Benítez y con la escribana que certificó el préstamo de un collar y aros a Moria Casán.

El show se montó de forma amena, con Moria Casán interactuando con el público paraguayo. Entre humor y modelos, transcurrió la velada aquella noche.

En medio del show Casán dejó ver el collar que lo tenía por el cuello, así como los aros. Las joyas eran prestadas y posiblemente el video iba a ser usado posteriormente como una publicidad a la joyería.

Una vez finalizada la presentación, varios fanáticos visitaron a Casán en su camerino, todos para sacarse fotos con la actriz proveniente del vecino país.

Armamdo Benítez, su esposa y la escribana se tomaron fotografías con Moria Casán. La actriz agarró un micrófono y destacó las joyas que usó en el espectáculo.

“Me sentí como una reina”, expresó Moria Casán, quien dijo que las joyas era algo imperial. Días después ella cambiaría de opinión y calificaría al collar y a los aros de “baratija”.

Este video es una de las evidencias que posee el Ministerio Público, sobre la desaparición de las joyas valuadas en US$ 82 mil.

Ana Casanova, nombre real de Moria Casán; su mánager Luciano Garbellano y el asistente Alexis Sotto, están imputados por la desaparición de las joyas. Los tres soportan orden de captura, aunque la actriz ya se puso a disposición de un juzgado de Buenos Aires.

Sin embargo, consideró, al ser entrevistado en radio Monumental 1080 AM, que “eso puede llevar a una impunidad”, puesto que acá en Paraguay, dijo, “están los testigos, las pruebas, y las víctimas”.

El juez argentino Juan Pablo Salas, del Juzgado N.º 3 de Morón, Buenos Aires, eximió de prisión a Casán, este martes, luego de que la misma recurriera a una audiencia de presentación, ante la orden de captura internacional emitida por la Justicia paraguaya. En la ocasión, debió pagar una fianza de 50.000 pesos argentinos, unos G. 37.500.000.

El fiscal de Asuntos Internacionales aclaró, además, que la diva argentina está imputada como autora en el caso de apropiación de las joyas. Se trata de una gargantilla y aretes de brillantes de zafiro azul que le fueron entregadas por el joyero Armando Benítez para exhibirlas en el show que brindó en Paraguay, el pasado 27 de julio. También están procesados por el hecho Luciano Garbellano y Alexis Galo Sotto, colaboradores de Casán.

Deja un comentario