NO EXISTEN CRIMEN PERFECTO

El error grave que tuvieron los responsables de la muerte del periodista Pablo Medina, según la investigación, fue utilizar sus teléfonos personales. Pensando que la muerte del comunicador iba a quedar impune, el intendente de Ypejhú, Vilmar Acosta Marques, ordenó la ejecución del trabajador.
Los números de los sicarios ayudaron a aclarar pesquisa
Sin embargo, la amenaza de muerte a Medina por parte de Acosta, que pesa como antecedente, y los teléfonos celulares representaron elementos vitales para iniciar la investigación.

El trabajo que inició con la versión de la sobreviviente estuvo a cargo de los agentes fiscales Sandra Quiñónez, Christian Roig y Lorenzo Lezcano y los comisarios Gilberto Fleitas, César Silguero y Teodoro Rodas, de Investigación de Delitos de la Policía.

La comitiva se conformó para indagar el caso que prácticamente está cerrado, pese a que los implicados en el hecho sigan prófugos.

Los investigadores no solicitan aún la captura internacional de los mismos, ya que consideran que se encuentran dentro del territorio paraguayo, partiendo de que tienen causas pendientes en el Brasil, sitio en el que supuestamente se refugiaron tras el hecho.

Aún faltan determinar informes de telefonías y más datos a ser verificados. Por otro lado, la diputada Cristina Villalba, sindicada como la protectora de los Acosta, declarará el próximo lunes, en horas de la mañana.

FUENTE:UH

Publicado por

Redacción

Redatores: Edgar Encisco y Oscar Lopez

Comentarios