Capitán Bado se proyecta diferente

Capitán Bado, distrito del departamento de Amambay, aguarda con mucha expectativa la conclusión del pavimentado de la Ruta XI Juana María de Lara, que se constituirá en el primer tramo de todo tiempo de la zona, que además de sacar del aislamiento a la población, contribuirá con el desarrollo y explotación turística de exuberantes e impactantes saltos del distrito fronterizo.

CAPITÁN BADO, Dpto. de Amambay (Omar Acosta, enviado especial).- Estigmatizada como una ciudad violenta, por la producción de marihuana, supuestos asesinatos por encargo y por ser olvidada por los sucesivos gobiernos nacionales y departamentales, Capitán Bado se verá favorecida con la construcción del pavimento asfáltico de un tramo de 140 kilómetros que conecta la localidad con la comunidad de Santa Rosa del Aguaray, distrito del departamento de San Pedro.

La obra de cuatro tramos fue adjudicada a cuatro empresas: EDB (Enrique Díaz Benza), Green SA (representado por Paulo Martínez), Ecomipa (grupo Wasmosy) y Talavera & Ortellado, a cargo del Ing. Alberto Alcaraz.

Las tres últimas empresas trabajan con normalidad, mientras que la primera es muy cuestionada por el retraso en las obras. Los pobladores de este distrito observan con mucha expectativa la realización de las tareas, sobre todo porque se constituirá en el primer tramo de todo tiempo que los sacará del aislamiento.

Esta ciudad fronteriza es rica en historia, vinculada a la Guerra de la Triple Alianza (1864-1870). Además alberga una naturaleza que la hace única con sus espectaculares saltos de agua, que tienen un extraordinario potencial turístico.

El intendente badeño, Ranfis González (ANR), explicó que el distrito, ubicado sobre la Cordillera del Amambay, posee un total de 29 saltos de agua, que varían entre 12 y 72 metros de altura.

“Tenemos el salto de agua más alto del país, como es el caso del Samakua, que llega a los 72 metros de altura”, dijo.

También está el salto Aguaray, situado a unos 40 kilómetros del área urbana de la ciudad. Es un espacio natural sencillamente maravilloso. Se encuentra en medio de una exuberante y tupida vegetación.

Añadió que cuentan con un conjunto de saltos como ningún otro distrito del país, pero ninguno es explotado. La principal limitación es la falta de caminos de todo tiempo.

“Suelen venir turistas de Brasil a disfrutar de estos paisajes, también representantes de la Secretaría Nacional de Turismo (Senatur) nos habían visitado. Tenemos la esperanza de proyectar todo de nuevo”, insistió.

Los saltos de agua ofrecen espectáculos maravillosos. “Tenemos que crear infraestructura, seguridad y ambiente propicio; el regalo de la naturaleza tenemos, ahora falta inversión y promoción”, resaltó González.

Además, la conclusión del asfaltado facilitará el trasporte de granos que se producen en gran cantidad. Habitualmente los camioneros utilizan rutas del Brasil para llegar a los puertos de la capital, Asunción.

Fuente: ABC

Publicado por

Redacción

Redatores: Edgar Encisco y Oscar Lopez

Comentarios