Caso de sexo en la oficina escandaliza Encarnación

Una andanada de correos electrónicos (con varias fotos) desató un escándalo en Encarnación y comenzó a ganar mucho tráfico en la red. El texto de los mensajes que se intercambian la denunciante (una mujer casada) y el titular del ente, revelan de ambos lados la existencia de denuncias de episodios de tinte sexual «poco favorables a las familias bien constituídas».

Los e-mail fueron filtrados a la 1020 AM y el intercambio de informaciones que se verifica entre denunciante y responsable de la entidad, refieren un caso específico, al principio, y «otros varios casos», mas adelante.

«Esta chica es una funcionaria de su empresa en Encarnacion, la misma alega que mantiene relaciones con sus funcionarios. Mi reclamo va porque ella envíó dicha foto a mi marido. Tengo mas fotos y otras chicas de *******. El numero de la chica es el 09******** Mi marido trabaja en telecentro y es el colmo que tengan esta clase de funcionarias». Así comienza una larga lista de correos de una mujer que afirma haber sido perjudicada por lo que la misma señala, la liviandad moral de la muchacha acusada de ser una «sacamaridos».

La respuesta del jefe de sección de la mujer denunciada, revela que existen otros antecedentes sobre la materia. «Antes que nada quisiera agradecer su denuncia, le venimos dando seguimiento al caso a raiz de varias denuncias como la suya. Como estamos investigando, le agradeceria que nos facilite por este medio, la mayor informacion que tenga disponible, imagenes, numeros, videos o simples sms. Le agradezco de antemano y sepa que estamos en favor de la familia legalmente constituída . «, responde el mismo.

Tras el pedido de «cualquier tipo de pruebas» del alto funcionario, a la señora remitente, comenzaron a fluir las fotografías envíadas por ésta: de la denunciada con el torso desnudo, de la misma posando con el auto del marido de la denunciante, poses con la costanera de fondo, una mansión en donde aparentemente se realizan «fiestas divertidas» , etc.

«La verdad que causó revuelo su mail a nivel de funcionarios, donde se instaló la polémica si hasta que punto la empresa se hace responsable por la sana moral de los empleados. Se tienen normas básicas, donde está especificado como motivo de despido o prohibición especifica lo de las relaciones sexuales entre empleados, aunque sinceramente es bastante dificil manejar ese tema», responde luego, atentamente, el jefe de la sección que respondía a la aparentemente acongojada esposa.

Textos del correo y fotos se expandieron de manera virulenta por red, en donde salieron de nuevo a flote un antiguo, como vigente tema: el de las relaciones en las oficinas, públicas y privadas, varias de las cuales escandalizan por sus aristas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.