Aquel Viernes Santo

Por Aníbal Modesto Velázqquez

Los niños no debían correr; escupir en el suelo “era escupir en el rostro de Jesús”. Tampoco se debía gritar. Por la mañana, el silencio era total en los hogares y ni que decir en las calles. Así era el Vienes Santo de hace 30 a 40 años atrás.

Algunos practicaban el ayuno, otros comían modestamente la chipa guardada del Miércoles Santo. Ya al mediodía, la gente se dirigía a los templos para participar del Vía crucis. En las puertas estaban los hermanos, quienes con una cruz en la mano, vigilaban y ponían orden.

Si algún niño osaba corretear, sus padres recibían la reprimenda. En el interior del templo, las imágenes estaban envueltas con un manto lila. Así estarán hasta antes la vigilia pascual. En el templo se meditaban además las siete palabras y luego se participaba de la Liturgia de la Pasión.

Hoy, Asunción amaneció desierta y tranquila. Pocas personas caminan por sus calles, como si fuera una ciudad abandonada, pero con el correr de la horas, esto irá cambiando. Los creyentes iniciarán el recorrido de las 7 iglesias. En la primera iglesia se recuerda a Jesús en el Huerto. En la segunda, Jesús en la casa de Anás. En la tercera, en la casa de Caifás. En la cuarta Iglesia, en la casa de Pilatos. En la quinta iglesia se medita: Jesús en casa de Herodes. En la sexta, de nuevo en casa de Pilato. Y en la séptima séptima iglesia, en el santo sepulcro.

Es casi como un Viernes Santo de antaño, cuando la Semana Santa estaba exenta de ruidos. Una Semana Santa que se pasaba en familia, para luego ir a rezar.

Es el único día del año en que no hay misa, pero se podrá comulgar con la hostia consagrada la noche anterior. Entrada la noche, los templos cerrarán para luego abrir de nuevo mañana, Sábado Santo, día que -según la tradición cristiana- es de preparación para la Vigilia Pascual, que convocará a los fieles para la proclamación del gran anunció de la Resurrección de Cristo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.