Paraguay golea y clasifica

Paraguay goleó 5-1 a Bolivia. Con la victoria, la Albirroja consiguió avanzar al hexagonal final del Sudamericano Sub 20 y sentenció la eliminación de la selección argentina, organizadora del campeonato.

Paraguay jugaba llegaba a la última fecha del Grupo A del Sudamericano Sub 20 con claras posibilidades de avanzar al hexagonal final, si bien hubiese podido asegurar el pase ya en el partido con Chile que se termino perdiendo sobre la hora.

El rival de turno, Bolivia, llegaba luego de una derrota por goleada (6-0) ante Colombia y una victoria le valdría solo para darle una mano a la Argentina.

La Albirroja arrancó mejor, mostrando un fútbol mucho más vertical, vertiginoso, consciente de que solo una victoria serviría para tener totalmente asegurado el pase.

Bolivia intentaba frenar los embates albirrojos pero sin conseguir frenar el caudal de juego paraguayo.

Antes de que se alcanzaran los primeros cinco minutos de juego, Paraguay ya había generado una sucesión de llegadas de peligro sobre el arco de Guillermo Viscarra que hacía parecer que el gol albirrojo llegaría en cualquier momento.

En el minuto 7, un pase en profundidad dejó a Derlis González con el balón a disposición, remató pero el arquero envió el esférico tras la línea final.

Rodrigo Alborno se encargó de enviar el centro desde el córner. En el corazón del área, Gustavo Gómez llegó atropellando y con un tremendo cabezazo envió el balón al fondo de las redes del representativo del altiplano para poner el 1-0.

La Albirroja seguiría con la presión constante sobre la zona defensiva boliviana, pero la falta de claridad en las ideas a la hora de definir evitaron que se sacara mayor provecho a las varias ocasiones de gol.

En el minuto 22, Bolivia conseguiría su primera llegada de peligro sobre el arco protegido por Diego Morel cuando una desatención en la zona defensiva paraguaya permitiría que un pase en profundidad dejara en mano a mano a un delantero boliviano.

Por suerte para el representativo nacional, el rebote, que quedó en poder de los bolivianos, no fue aprovechado.

Con el paso de los minutos, el conjunto guaraní parecía quedarse un poco más, algo que Bolivia pretendía aprovechar pero que no conseguía hacerlo.

Los jugadores bolivianos comenzaban a ponerse nerviosos e iniciaron a buscar el juego brusco, ganándose rápidamente varias amarillas.

En el minuto 30, Jorge Rojas encaraba con peligro cuando Carlos Añez se encargó de cortar la ofensiva. El árbitro pitó falta a favor de Paraguay al borde del área grande.

Rojas le dio un toque para que Alborno llevara un poco la pelota y con potente remate enviara el balón contra el travesaño del arco rival. El segundo gol paraguayo estaba cerca.

Un minuto más tarde, un remate que parecía perder peligrosidad fue aprovechado por Derlis González que apareció a espaldas de una defensa confiada para enviar el balón a las redes bolivianas y poner el 2-0.

La parcialidad boliviana se levantó a reclamar, asegurando que el delantero compatriota estaba en posición adelantada.

Paraguay volvió a tener otras oportunidades, mientras que Bolivia parecía no encontrar la forma de cortar con el dominio paraguayo.

En la complementaria, Paraguay ingresó al campo de juego un poco más relajado, ya sin la vertiginosidad de los primeros 45 minutos.

En el minuto 56, una desatención de la defensa paraguaya permitió que un rebote cayera en el área a disposición de Ricardo Vargas que remató ante un Morel que quedó sin posibilidad de reaccionar.

El gol pareció despertar al equipo paraguayo que comenzó a presionar nuevamente. En el minuto 60, un ataque albirrojo parecía quedar diluido cuando Matías Pérez, que había subido para buscar el centro, se tiró al piso, conectó el balón y lo envió a las redes para marcar el 3-1.

Dos minutos más tarde, un centro desde el costado derecho encontró otra vez a Matías Pérez que de “palomita” conectó el balón y con un potente testazo marcó el 4-1 a favor de la Albirroja.

Paraguay comenzaba a poner tranquilidad al marcador.

En el minuto 68, Bolivia intentaba generar algún ataque para tratar de acortar diferencias pero la ofensiva quedó cortada en el mediocampo por los jugadores paraguayos.

Jorge Rojas recibió el balón en las cercanías del mediocampo y desde ahí encaró al arco para terminar definiendo de manera magistral y poner el 5-1, por si quedaba alguna duda de la victoria paraguaya.

Pese a la gran diferencia, Paraguay siguió generando varias llegadas de peligro sobre el arco boliviano que podrían haber servido para aumentar aún más el abultado marcador.

Con clara superioridad, Paraguay se impuso a Bolivia. Demostrando la efectividad que faltó en los partidos anteriores, avanzó al hexagonal final y además se pegó el lujo de dejar afuera al equipo local, Argentina.

La Albirroja sigue en el camino al Mundial de Turquía y ahora espera a conocer cuál será su primer rival en la etapa final de la disputa por las cuatro plazas sudamericanas para la cita ecuménica.

Publicado por

Redacción

Redatores: Edgar Encisco y Oscar Lopez

Comentarios